La Ley Nos Muestra el Pecado

¿Luego lo que es bueno, vino a ser muerte para mí? En ninguna manera; sino que el pecado, para mostrarse pecado, produjo en mí la muerte por medio de lo que es bueno, a fin de que por el mandamiento el pecado llegase a ser sobremanera pecaminoso.

Romanos 7:13

Lo que dice Romanos 7:13 parece un juego de palabras. La Ley, es decir, los Diez Mandamientos, es buena y sin embargo, a través de ella se conoce el pecado que lleva a la muerte. El mandamiento en sí no es lo que produce la muerte sino el violarlo, es decir, el pecado. La Ley viene a ser un espejo para reflejar nuestra conducta y comparar si estamos haciéndolo bien o mal. De no existir la Ley, no fuera posible identificar lo que es pecado.

En la industria, el control de calidad es el proceso por el cual se establecen y se cumplen unas normas que aseguran el cumplimiento de las especificaciones del producto. En el control de calidad se usan mecanismos, acciones y herramientas para detectar la presencia de errores. Todo producto que no cumpla las características mínimas  para decir que es correcto, será eliminado sin poderse corregir los posibles defectos de fabricación que podrían evitar esos costos añadidos y desperdicios de material.

Para controlar la calidad de un producto se realizan inspecciones o pruebas de muestreo para verificar que las características sean óptimas. El único inconveniente de estas pruebas es el gasto que conlleva el control de cada producto fabricado, ya que se eliminan los defectuosos sin posibilidad de reutilizarlo. El control de calidad no se aplica únicamente al producto final, sino que se realiza a lo largo de todo el proceso de producción, es decir: en la recepción de materias primas, en el proceso de fabricación, en los productos semielaborados y el propio producto final.

La Ley de Dios, los Diez Mandamientos, son las normas y especificaciones que rigen el proceso de la vida humana según lo estableció nuestro Creador. Si Dios aplicara a cada hombre y a cada mujer sobre la Tierra los mismos principios que se aplican en el control de calidad en las industrias, ninguno de nosotros pasaría la prueba y en todos Él encontraría errores que conllevarían que fuésemos rechazados para entrar en Su Reino. Lo que las normas industriales de calidad definen como errores equivalen a los pecados que cometemos al violar la norma de la Ley de Dios.

El Espíritu Santo opera en nosotros como un Gerente de Control de Calidad, dándonos la convicción de nuestros pecados. El teólogo inglés John Wesley (1703-1791) dijo: “El método normal del Espíritu Santo es redargüir a los pecadores por medio de la Ley.” Otro inglés, John Newton (1725-1807), autor del famoso himno Amazing Grace, dijo: “La ignorancia respecto a la naturaleza de la Ley está detrás de la mayoría de los errores religiosos.”

Cada hombre y cada mujer deben de conocer primero las normas y especificaciones de Dios contenidas en la Ley. Luego de conocer cuál es el estándar de Dios, debemos analizarnos para darnos cuenta de que no pasamos Su control de calidad. Nuestros pecados nos llevan a ser rechazados en la morada celestial. Solo entendiendo eso seremos capaces de darnos cuenta de que necesitamos un redentor, Jesucristo, para evitar el castigo. Dios te bendiga.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s